lunes, agosto 11, 2008

Contaminación ambiental y producción limpia en Argentina

El Secretario de Medio Ambiente, ingeniero Walter Díaz Benetti, aseguró desde el organismo a su cargo se han encarado acciones de evaluación del denominado parque industrial de la ciudad de Palpalá. Para ello se está montando un sistema de información geográfica con una correcta identificación de cada una de las empresas, el que estará asociado a una base de datos donde se establece si cada una de ellas tiene o no estudio ambiental y en qué estado están.

Paralelamente, dijo, se está lanzando una línea de base ambiental para ver los potenciales problemas de contaminación que existan para avanzar sobre ellos.

No obstante, apuntó, se suscribirá un convenio con Nación para Producción Limpia, el que apunta a las distintas empresas y PyMEs con una ayuda no reintegrable de hasta 28.000 dólares para que las provincias adecuen sus tecnologías a un proceso de producción limpia.

Se busca una producción no contaminante con importantes bajas en los índices de contaminación o con puntos negativos sobre el medio.

En el caso particular de las papeleras, apuntó, la semana pasada estuvo visitando la Provincia la responsable del Programa de Reconversión Productiva de la Secretaría de Medio Ambiente de la Nación, y tanto Celulosa como Ledesma, son empresas que se engloban dentro del Programa PRISEPA que apunta también a una producción limpia y no contaminante.

Ese programa fija una serie de acciones que son delineadas por las empresas con un seguimiento tanto de la Provincia como de Nación, para fortalecer las tareas de preservación del medio ambiente.

Se busca en definitiva, que las empresas avancen hacia un proceso de producción limpia, ya que los problemas ambientales tienen diferentes aristas que van desde el tema ambiental al social. Desde el Gobierno de la Provincia se deben cuidar los dos aspectos; tanto del aspecto ambiental para que produzcan dentro del marco normativo vigente, como del aspecto social para que se preserven las fuentes laborales, concluyó.

Publicar un comentario