jueves, septiembre 25, 2008

Comenzó un operativo para disminuir la contaminación sonora en Argentina


El primer control se realizó en calle Colón, de Ciudad. Después de 30 días quienes no respeten la ordenanza municipal serán multados.
La Municipalidad de Capital realizó hoy un operativo de control preventivo de ruidos en vehículos y motos en calle Colón entre Patricias Mendocinas y Mitre para mejorar el ambiente de Mendoza disminuyendo la contaminación sonora.

Los controles comenzaron a las 8 y terminaron cerca de las 13 como medida de prevención, pero dentro de 30 días se aplicará la ley que implica multar a quienes superen el nivel sonoro permitido en los escapes, las alarmas de motos y autos y las de negocios y casas.

Los aparatos que miden los decibeles serán utilizados por la Subsecretaría de Seguridad Ciudadana y la Dirección de Gestión Ambiental quienes controlarán la emanación de ruidos molestos en los negocios y casas de familia, y multarán a los que superen los límites tolerables para el oído humano.

La ordenanza municipal prevé que las alarmas de uso externo no deben superar los 93 decibeles y no pueden colocarse más de 2 por vivienda.

En el caso de los automóviles, los escapes no deben superar la marca de 86 decibeles, y los micros los 90 decibeles, en tanto las bocinas y sirenas de alarmas no debe superar los 96 decibeles.
Publicar un comentario